Filtrar Mostrando todos los resultados (14)

¿Qué tipos de manguera para cachimba existen?

Podemos diferenciar entre dos grandes grupos:

-No lavables. Este tipo de manguera, debido a su material, no permite el lavado. En este grupo tendríamos las mangueras tradicionales (egipcias. sirias y turcas).

Se distinguen por un acabado en tela, o cuero. Además, cuentan con una boquilla más grande de lo normal, y de mayor elaboración.

-Lavables. Como indica su nombre, podemos lavar estas mangueras sin temor a estropearlas.

Dentro de este grupo entrarían:

• Mangueras de silicona.

Flexibles y sobrias, suelen ser de mayor longitud que las mangueras acrílicas. Una manguera de silicona suele constar de 3 partes:

  o La manguera: un tubo largo de silicona.

 o Un conector, que se acopla a la manguera por un lado, y por el otro al   cuerpo de la cachimba.

 o La boquilla. Un tubo estrecho, que se acopla al otro extremo de la manguera, y permite inhalar de forma más cómoda.

• Mangueras acrílicas.

Debido a sus componentes de fabricación, estas mangueras resultan más baratas y acostumbran a ser algo más cortas. A diferencia de las mangueras de silicona, están formadas por una única pieza (sin conector ni boquilla independiente).

¿Se pueden acoplar 2 mangueras en una cachimba?

Sí, se puede. Existen cachimbas adaptables, que vienen con 2 orificios en los que se pueden acoplar 2 mangueras. Si tu shisha solo dispone de 1 agujero para la manguera, puedes adquirir un duplicador.

Los duplicadores son dispositivos que se insertan en la cachimba y del cual salen 2 orificios. Esto permite añadir dos mangueras, en un solo agujero.

¿Cómo lavar una manguera de shisha?

Antes de nada, asegúrate que tu manguera es lavable. Al inicio de esta guía te indicábamos qué tipos de mangueras son lavables y cuáles no. Si aún así tienes dudas, puedes pasar un imán por la manguera, si no es atraída, significa que puedes lavarla.

1. Extrae la boquilla de la manguera y rellénala de agua hasta la mitad.

2. Añade zumo de limón al agua. El zumo elimina olores, y permite que la fumada sea más limpia.

3. Con el agua con limón en la manguera, tapa los orificios y agítala para que la mezcla llegue a la totalidad de la manguera. Repite el proceso 2 o 3 veces para eliminar cualquier residuo u olor.

4. Es importante que dejes bien seca la manguera. Para ello cógela de un extremo y agítala en círculo para que el agua salga expulsada fuera de la manguera.

5. Para asegurarte que la manguera está totalmente seca, cuélgala con los extremos hacia abajo, para que el agua residual caiga.